En los últimos meses, la actualización que Google hizo de su algoritmo de búsqueda ha sido la comidilla de las personas que nos dedicamos a ganar dinero en la internet. Es de esperar que así sea, pues aunque hay otros motores de búsqueda, Google es el más utilizado en el mundo y por lo tanto es la referencia. Además, si estructuras tus sitios web para que pasen el filtro que hace Google con su algoritmo, es muy probable que pase el filtro de los otros motores de búsqueda, ya que existen muchas semejanzas entre todos ellos.

Google Panda

En realidad, no es una novedad que Google actualice su algoritmo. Es algo que hace periódicamente. A principios de 2011, por ejemplo, llevó a cabo una actualización mayor que se denominó Google Panda. De hecho, todas las actualizaciones menores que Google hizo de su algoritmo en el 2011 hacen parte de lo que en la industria se conoce como Google Panda. Esta nueva actualización de su algoritmo es conocida como Google Penguin. Me parece cómico que utilicen esos nombres, pero igual facilita las cosas, no crees? Es más fácil hablar de Google Panda y Google Penguin, que de Google 2.3.1 o Google 3.1.0.

Pero bueno, a lo que vamos. Dejando los nombres a un lado, todavía no se sabe con certeza qué es exactamente lo que Google hace cada vez que actualiza su algoritmo. Es natural que maneje esos asuntos con la más absoluta confidencialidad. De momento, existen sólo teorías. Lo cierto es que muchos que se dedican a ganar dinero en la internet, han visto cómo sus sitios web han descendido varios lugares en los resultados de búsqueda o han desaparecido por completo. Eso, en plata blanca, es equivalente a que sus negocios hayan sido borrados de la faz de la tierra.

Veamos por qué. La supervivencia de cualquier negocio está dada principalmente, por las ventas que genere, las cuales a su vez están dadas por la cantidad de clientes que entren al local o visiten el negocio. Entre más visitantes recibas, más ventas lograrás. En internet existen dos formas básicas para atraer visitantes a tu sitio web: tráfico pagado o tráfico orgánico.

El tráfico pagado es el que llega a tu sitio web gracias a que hace click en los anuncios que publicas en otros sitios. De esto hablaremos en detalle en otra ocasión.

El tráfico orgánico, es el que llega a tu sitio web porque es enviado allí por los enlaces que has ubicado en otros sitios web, en redes sociales y en los resultados de los buscadores como Google, Yahoo! y Bing. Todo lo que debes hacer para que tu sitio web pueda aparecer en los resultados de los motores de búsqueda, es lo que se conoce comúnmente como SEO, que son las iniciales en inglés de Optimización de Motores de Búsqueda (Search Engine Optimization). Luego publicaré otro post dedicado exclusivamente a explicar cómo funciona SEO.

Por lo general, es recomendable que una estrategia de generación de tráfico sea una combinación de tráfico pagado y tráfico orgánico. Sin embargo, no es extraño que haya gente que se enfoque sólo en una de las dos formas. Hay quienes sólo se dedican a generar visitantes a sus sitios web con tráfico pagado y hay quienes prefieren hacerlo con tráfico orgánico. Los que se deciden por tráfico orgánico deben diseñar sus sitios web de manera que satisfagan lo que los buscadores requieren, que no es otra cosa que una buena experiencia para el usuario, lo que se traduce en buen diseño y buen contenido.

Ponte el sombrero de navegador de sitios web. Cuando llegas a un sitio web que tiene un diseño gráfico agradable y atractivo, en el que además encuentras la información (el contenido) que estabas buscando, pues te quedas allí, y seguro te quedas más tiempo del que tenías pensado en un principio. Por el contrario, cuando llegas a un sitio web mal diseñado y con un contenido pobre, te vas inmediatamente. Pues bien, todos los que hacemos SEO seguimos unas pautas básicas con las cuales esperamos satisfacer el apetito de Google, por así decirlo.

El problema es que como no sabemos a ciencia cierta exactamente cómo está parametrizado el algoritmo de búsqueda de Google, o de Bing, o de Yahoo!, entonces estamos a merced de los buscadores y cualquier cambio en su algoritmo puede significar la muerte comercial de nuestros sitios web. De hecho, eso es lo que ha pasado con muchas páginas web. Han desaparecido de los primeros lugares de los resultados de búsqueda y ya no reciben el flujo de visitantes que estaban acostumbrados a recibir. Sus ventas se han venido al piso o han desaparecido por completo.

Qué hacer al respecto?

Para empezar, a Google lo que más le importa es la experiencia del usuario, lo cual ya lo mencioné anteriormente. Luego, Google le asigna un valor, conocido como PageRank, a las páginas web en función de la cantidad de enlaces externos e internos que apunten hacia ellas. También tiene en cuenta los comentarios publicados en las redes sociales respecto a las páginas web. A eso hay que sumarle que Google considera que las cosas deben suceder de manera natural.

Es decir, a Google le parecería extraño que una página web reciba miles de enlaces de la noche a la mañana y luego no recibiera ningún enlace más. Eso sería sospechoso, para nada natural. Lo natural sería que esa página web recibiera enlaces de manera continua, el número que sea, pero siempre constante y con la menor variación posible.

Como somos humanos, hay quienes hacen SEO siguiendo las reglas y hay quienes van más allá y utilizan técnicas agresivas, conocidas como Black Hat. Estos últimos son quienes por lo general se ven más afectados con cada nueva actualización que Google hace de su algoritmo de búsqueda. Pero como Google tampoco es perfecto, aunque haya gente que opine lo contrario, en esas degradaciones de ránking que resultan de la revisión del algoritmo, se terminan viendo afectadas páginas web que en apariencia hacían las cosas de manera natural. Qué pasó, Google? De nuevo, sólo teorías, pero nada concluyente.

El caso de Build My Rank es el más notorio. Build My Rank era un servicio de creación de enlaces, que tuvo que cerrar a raíz de Google Penguin. Google consideró que los enlaces que se creaban con Build My Rank eran Black Hat y tomó la decisión de desindexar todas las páginas web de todos los blogs que pertenecían a esa red. Miles de sitios web sufrieron las consecuencias.

Entonces, lo más sensato es hacer cuatro cosas:

  1. Diseñar una estrategia de generación de tráfico que no dependa de una sola variable
  2. Entender cuáles son las prácticas aceptables de SEO y aplicarlas
  3. Estar pendiente de los cambios que Google y los otros buscadores hagan en sus algoritmos
  4. Implementar prácticas aceptables de creación y desarrollo de tus páginas web

Para terminar, lo mejor que puedes hacer es seguir trabajando, esforzándote, buscando brindarle la mejor experiencia posible a tus visitantes, teniendo en cuenta que en cualquier negocio, pero particularmente en un negocio que esté enfocado en ganar dinero en la internet, estamos siempre expuestos a un entorno dinámico de negocios, en el cual siempre habrá variables que no podremos controlar y que por lo tanto debemos estar preparados para cualquier cambio que se avecine.

Otros Artículos Recomendados

Tu Opinión es Importante


Submit your review
* Required Field

Related Articles

  1. Car Floor Mats: Hello Kitty Sanrio Hearts Design Auto Accessories Combo Set - Front & Rear Floor Mats: LOW Back Seat Covers: Steering Wheel Cover and a Bench Seat Cover with Embroidered Outline of Heart Logo
  2. Photo Camera: Kenko DG Auto Extension Tube Set for the Canon EOS AF Mount.

Trackbacks

  1. [WATCH]: The General Auto Insurance national commercial
  2. Twitter-iGoogle-RSS Auto Lead Generation Technique